Repudia a la represión llevada a cabo por la policía de Catamarca y ordenada por el Gobernador Raúl Jalil, apoyo al reclamo de Andalgalá y Choya contra MARA Agua Rica y pedido la inmediata libertad de Karina Ortega

  • Derechos Humanos
Presentado por:  
  • Legislatura CABA
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en email
Compartir en whatsapp

Expediente 1285-D-2022

PROYECTO DE DECLARACIÓN

Art. 1°- La Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires repudia la represión llevada a cabo por la policía de Catamarca y ordenada por el Gobernador Raúl Jalil, poyar el reclamo de Andalgalá y Choya contra MARA Agua Rica y reclama la inmediata libertad de Karina Ortega, activista encarcelada en la represión.

FUNDAMENTOS

En la noche de este martes 3 la policía de Catamarca reprimió violentamente a los vecinos de Choya, una localidad cercana a la mina Agua Rica, cercana a Andalgalá. Producto de la represión, hay varios heridos que han sido llevados al hospital de Andalgalá y una detenida, Karina Orquera, y se reclama en la Comisaría por su liberación.

La represión es un nuevo intento para quebrar la resistencia popular a la puesta en marcha del emprendimiento, que va a contaminar con cianuro los ríos destruyendo el acceso al agua en la zona y generando un enorme perjuicio para las comunidades. El operativo represivo comenzó en horas de la tarde para garantizar que la empresa pudiera introducir camionetas con materiales en la zona de la mina. El acampe de la asamblea de Aguas Claras buscaba justamente impedir esto, y se había llegado a un acuerdo para que no pasaran materiales.

Desde abril que se llevan adelante cortes selectivos de los vecinos de Choya contra el emprendimiento megaminero que se encuentra a 17 km del pueblo y estaría afectando directamente al río choya (allí se colocaría los diques de cola).

Recordemos que en Andalgalá se viene avanzando en la instalación de Agua Rica incluso con represión y detenciones, como ocurrió en 2010 o nuevamente, en abril de 2021 cuando fueron detenidos 12 compañeros por el reclamo antiminero.

El gobernador Jalil actúa directamente con la policía como agente de las mineras contra los pueblos. La megaminería es una cuestión de Estado para el gobierno nacional, los gobiernos provinciales y para todos los bloques políticos patronales. La lucha contra su instalación es una causa popular que ha motivado puebladas enormes, como ocurrió en Chubut y en Mendoza.

En este momento, los vecinos se concentran en el Municipio para reclamar la libertad de Karina Ortega, activista encarcelada en la represión, y denuncian que hay heridos que han sido llevados al hospital producto de la acción policial.

Rechazamos la represión y llamamos a apoyar el reclamo de Andalgalá y Choya contra MARA Agua Rica.